miércoles, 5 de octubre de 2011

El amante de las librerías, Claude Roy



"Sin duda, el dinero no da la felicidad, pero ayuda a comprar libros".

Esta es una de las frases que nos regala Claude Roy en un ensayo cortísimo, de esos que se leen de una sentada y que si como a mi, os gustan los libros que hablan sobre libros y personas que aman los libros, lo disfrutaréis mucho.

Olañeta es una de esas editoriales de referencia (y si no lo es, debería serlo). No tiene presencia en internet, que en nuestros días es un poco raro, y por lo tanto, es un poco difícil acceder a sus colecciones, en las que encuentras de todo. Joyitas como ésta. Pero también publican a Edith Wharton, Henry James, Flaubert, Mallarmé, etc., etc. Libros breves, de esos que caben en cualquier bolsillo y que se pueden disfrutar como una novela larga.

Lo cierto es que, a pesar de considerarlo uno de esos libros que disfrutas seguro si te gustan los libros, hay cosas con las que no estoy de acuerdo. Uno de ellos es que sea preferible comprar un libro antes que acudir a una biblioteca. Llevo muchos años visitando bibliotecas y librerías y aunque no es lo mismo, las bibliotecas llevan consigo una labor cultural importantísima ya que acercan la cultura a aquellos que quizá no irían por ellos mismos a una librería. Ahora mismo las bibliotecas ya no prestan solo libros, sino CDs, DVDs, documentales, audiolibros, etc.
Las librerías, ahora mismo, representan otro mundo. Cada vez hay menos librerías de esas en las que vale la pena pasar horas rebuscando en entre sus libros y se encuentran maravillas. Pero todavía existen... sólo es cuestión de buscar un poco. Roy afirma que los libros que encuentras en una librería están buscando dueño y de un modo u otro, siempre te pertenecerán. Eso sí, el no hace demasiadas distinciones entre Fnac y una librería de barrio, todas le gustan. Los volúmenes de las bibliotecas dan la sensación de estar en alquiler y sólo se quedarán un tiempo limitado en nuestras casas. En fin... yo no sabría vivir sin las dos.

¿Qué os parece: bibliotecas, librerías o las dos?

P.D. La imagen de la portada, la fotografía de Claude Roy y Silvia Beach delante de Shakespeare & Company, me transporta a no solo esta librería, sino a otra, situada muy cerca, la de Adrienne Monnier.

21 comentarios:

  1. Yo me quedo con las dos, librerías y bibliotecas son complementarias, me gusta ir a la biblioteca y buscar por las estanterías, siempre encuentras libros interesantes y en la librería al menos yo busco lo que necesito, con el precio de los libros no puedes arriesgarte a llevar a casa cualquier cosa... el libro parece interesante, no soy mucho de leer ensayos pero igual me animo
    un beso!

    ResponderEliminar
  2. Creo que son dos opciones que no tienen porque ser excluyentes. Yo acudo a ambas, librerías y biblioteca. En ambos sitios hay novedades contínuamente, así que en genral estoy al día de lo que se publica. Sólo compro si el libro me interesa muchísimo, si me gustaría incorporarlo a mi biblioteca.
    Te felicito por el blog, me gusta los comentarios que haces de tus lecturas. Leeré EL amante de las librerías.

    ResponderEliminar
  3. Estoy muy de acuerdo contigo, querida amiga, porque las bibliotecas son uno de mis lugares preferidos, je, je... Sabes que estudio biblioteconomía y aunque no ejerzo de bibliotecaria mi corazón es como la de la chica de la Momia y el Regreso de la Momia, ja, ja... una indiana jones femenina, ja, ja...

    Qué hago yo en este tema, pues por préstamo interbibliotecario pido libros a otras bibliotecas de fuera de mi ciudad y me presta también mi biblioteca aquellos libros que quiero leer pero que quizás no llegue a amar... si un libro me engancha hasta el punto de amarlo, entonces lo compro en la librería y queda junto a mí de por vida!! ja ,ja...

    Bss, amiga, muchos!!

    ResponderEliminar
  4. Yo también me quedo con las dos opciones. Me encanta ir a la biblioteca y cotillear por sus estanterías, descubrir nuevos autores, atreverme con géneros que me dan más miedo y probar... Y para ser sinceras, que la economía no está para tirar cohetes y no se puede comprar una todo lo que quiere. Habrá que echarle un vistazo al libro.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  5. Yo me quedo con las dos posibilidades, cada una tiene su encanto y te provoca emociones con un matiz diferente. Las bibliotecas las uso más para buscar libros de historia que ya no se pueden encontrar en las tiendas. Para la literatura, las tiendas...... paso mucho tiempo viendo y torturándome con la elección final.

    Un abrazo!!

    Tomo nota del libro.

    ResponderEliminar
  6. "Sin duda, el dinero no da la felicidad, pero ayuda a comprar libros".

    Por supuesto lo que sigue es que los libros sí que dan la felicidad :)

    Y este tiene muy buena pinta.

    Yo antes pasaba bastante de las bibliotecas porque soy muy posesiva con los libros. Pero ahora voy viendo que hay libros que se pueden disfrutar de prestado y aunque cueste devolverlos siempre se pueden sacar una y otra vez o, si la devolución se hace demasiado dura, comprarlos de una vez :)

    ResponderEliminar
  7. Primero, el libro tiene una pinta tremenda, ¿no?
    Segundo, me quedo con las dos. Las bibliotecas me fascinan, puedo pasar horas y horas perdida entre sus estanterías, con la gran ventaja de no tener a un vendedor persiguiéndome y pudiendo hojear todo lo que quiera e incluso leerlo allí mismo. Si los libros están muy machacados reconozco que no los cojo, pero me gusta que estén usados.
    Las librerías me encantan, pero siempre tengo ese pudor de que como voy a pagar por los libros, no los hojeo con la misma libertad, y me siento más observada, pero adoro comprar libros.

    ResponderEliminar
  8. Yo creo que las bibliotecas son imprescindibles, aunque entiendo el placer de poseer un libro.
    Para mí, La Central es de las mejores librerías del momento.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  9. Las dos, voy a la biblioteca cuando quiero un libro que: A)No consigo B) No me interesa lo suficiente como para gastar dinero en él.

    La frase con la que comenzás la entrada está espectacular.

    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Me encanta la frase que has escogido, cuánta razón jejej

    Yo soy muy de librerías de segunda mano, de hecho tengo tres o cuatro predilectas a las que me gusta ir... se encuentran joyitas a muy buen precio =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  11. Las dos, por supuesto, y cuando pueda un ipad para asi tener aún más libros.

    ResponderEliminar
  12. Sólo con la frase me han dado ganas de leer este libro. ¿Qué prefiero? Pues soy más de comprar porque tengo poco tiempo para frecuentar bibliotecas. Son un poco incompatibles para mí los horarios. Eso sí, casi todo de bosillo.
    ¡Muchos besos!

    ResponderEliminar
  13. Yo también me quedo con las dos opciones: me gusta dar vueltas por la biblioteca cotilleando entre sus ejemplares, que siempre escoden alguna joya. Me gusta ir a la librería y comprar aquellos a los que tienes echado el ojo (normalmente cuando compras arriesgas menos ), y me gustan las librerías de segundamano porque siempre encuentro algo que me gusta

    Anoto este libro

    Te sigo

    Besos
    Lourdes

    ResponderEliminar
  14. estoy de acuerdo con Pilar en que no tienen por qué ser excluyentes. Yo voy a las librerías y no a la biblioteca porque ninguna me queda cerca de casa y están en lugares con mucho tráfico y soy floja para manejar y el tiempo no me alcanza entre el trabajo, la casa, y las actividades de los hijos. Así que vamos en familia a la librería y desde ahí cada quien se trae lo que desea leer.
    Este libro me ha llamado la atención, lo buscaré.
    Gracias. Un abrazo, Ale

    ResponderEliminar
  15. Durante mucho tiempo fui fundamentalmente de Bibliotecas y algo de librerías, sobre todo de segunda mano. El dinero no daba para más y la voracidad lectora era grande.
    Cuando empecé a tener algo de dinero me hice mucho de librerías y poco de bibliotecas. Me lo podía permitir y el tiempo para ir a la biblioteca era poco, siempre me venía mal, me vencían los préstamos.
    Ahora vuelvo a ser mitad de librerías, por la comodidad de leerlo cuando quiero, de subrayar o anotar si quiero y mitad de bibliotecas por enseñar a mis hijas su utilidad, por estar devorado por la falta de espacio y por reconocer que muchos de los libros comprados, una vez leídos, nunca volverán a ser casi mirados.

    saludos

    ResponderEliminar
  16. 1) Muy buena lectura.
    2) He tenido épocas de mucha biblioteca y otras de mucha librería. En general, los libros me pueden y el placer de llevarmelos a casa es tremendo. Si lo sabrá mi tarjeta de crédito!!. Sin embargo para los que disfrutamos de la lectura sabemos el placer que implica andar por una biblioteca y tener acceso a TODO lo que allí vemos. En definitiva, me quedo con ambas opciones aunque hay libro que quiero tenerlos en casa y que sean solo míos!
    3) Muy lindo blog, te sigo y te invito a que conozcas el mio. Saludos!

    ResponderEliminar
  17. Libreria y biblioteca...las dos!
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  18. Yo tambien me quedo con los dos.
    Por cada una te aporta cosas distintas.
    Aunque claro la biblioteca que me pilla cerca es una porquería pero bueno...

    Besos

    PD: Me gustarìa invitarte a mi blog http://letraslibrosymas.blogspot.com/
    Yo ya te sigo :) Besos

    ResponderEliminar
  19. Me quedo con la biblioteca para leer esos libros que quiero leer y no comprar y con la librería para comprar aquellos que leí en la biblioteca y me encantaron, jejeje!
    Me encanta la frase inicial.
    Os espero en noviembre, Guacimara ya me avisó! :-)
    Petons.

    ResponderEliminar
  20. Tengo muchas ganas de leer este libro, no creo que tarde mucho en hacerlo. Por cierto, qué me gustan los títulos que tiene publicado esta editorial, y su formato y todo ...

    bsos!

    ResponderEliminar
  21. ¿Puedo encontrarlo en PDF en la web? En Cali, Colombia infortunadamente no hay mucha opción en librerías...

    ResponderEliminar