viernes, 31 de diciembre de 2010

¡Feliz 2011!

Me ha sido imposible escribir nada estos últimos días, así que, por si durante el día, no me da tiempo a escribir mi resumen del 2010 (lo acabaré colgando aunque sea en 2011) aquí os deseo lo mejor para el año que nos llega.




















¡FELIZ 2011 A TODOS!

viernes, 24 de diciembre de 2010

¡Feliz Navidad!




































Hace un par de días, cuando sortearon el Gordo de Navidad, pensé en lo primero que haría si me tocara. La respuesta fue "¡un viaje a Nueva York!" y me lanzé a buscar fotos e ilustraciones por la red. No, no nos ha tocado pero yo seguiré empeñada en hacer este viaje.
De ahí las ilustraciones, navideñas y neoyorquinas a la vez para desearos a todos:

¡FELIZ NAVIDAD!

jueves, 23 de diciembre de 2010

Lecturas navideñas



Se acerca Navidad y como siempre, tengo preparadas un par de lecturas para estas fechas. Una de ellas es una lectura que llevo postergando desde hace mucho pero ya tengo el libro preparadito. Cranford, de Elizabeth Gaskell. No trata especificamente de ningún tema navideño pero el compañerismo y el buen humor que existe en este pueblecito me enternece. He visto varias veces la maravillosa adaptación que la BBC hizo hace unos años así que conozco la historia. Eso sí, creo que la disfrutaré igual.

La otra lectura que tengo preparada es para la misma tarde de Navidad. Cada año después de comer hago lo mismo: sillón, mantita y una buena lectura, normalmente relacionada con el día en que nos encontramos aunque no tiene por qué (hace un par de años leí de una sentada La invención de Hugo Cabret, una novela ilustrada deliciosa que os recomiendo). Este año la elegida es El Misteri de Nadal (El misterio de Navidad), de Jostein Gaarder, el autor de El mundo de Sofia. Al estar estructurada como un calendario de Adviento, lo mejor hubiera sido leerla durante todo el mes de diciembre pero no ha sido posible.

P.D. Parece que tendré tiempo y he decidido empezar otro libro, Sin alma de Gail Carriger. Como este tipo de libros no soy capaz de leerlos sin una impresión anterior, ya he leído el primer capítulo por internet. A ver si promete tanto como parece.

jueves, 16 de diciembre de 2010

Cosas que sucedieron un 16 de diciembre

Un día 16 de diciembre nació en Alcalá de Henares Catalina de Aragón, en 1485.



Un día 16 de diciembre nació en Bonn Ludwig Van Bethoven, en 1770.

Un 16 de diciembre de 1773 se produjo en Boston el Motín del Té, iniciando así la revuelta americana contra el gobierno de la Gran Bretaña.

Un 16 de diciembre de 1921 nació Esperanza, mi abuela materna.

Un 16 de diciembre de 1990 Pep Guardiola debutó en un partido oficial con la camiseta del F.C. Barcelona frente al Cadiz.

Y finalmente, un 16 de diciembre de 1775 nació una de las mejores escritoras de la literatura inglesa, Jane Austen, como bien Mr. Google ha recordado.

¡Muchas felicidades!

miércoles, 15 de diciembre de 2010

It´s Christmas!

¡Ya ha llegado la Navidad! Siempre la celebro como si fuera una niña pequeña, intentando disfrutar cada momento al máximo. Me gusta sacar los adornos de sus cajas y colocarlos en el árbol, en las puertas, el pesebre (ahora tenemos uno pequeñito, no podemos colocar el grande por los gatos).



Llevo varios días con las fotos de Navidad. Parece que tengo Parkinson prematuro y no consigo hacer una foto que no salga movida, sin hablar de las luces. Si notáis alguna movida, decidmelo.

Aquí tenéis mi Calendario de Adviento, jirafa incluida:


Y ya hemos inaugurado el té de Navidad, el primer año en que me decido a comprar un paquetito. Está buenísimo, ojalá que pudiera tomarlo todo el año.

Si el señor Blogger (mejor ser educada) me lo permite, pondré decoración navideña aquí también. De momento, uno de mis villancicos favoritos, 12 Days of Christmas, interpretada por los Muppets:


martes, 7 de diciembre de 2010

"Reckless, Carne de piedra", Cornelia Funke



Cualquiera que llegue a este blog, se dará cuenta de que mis lecturas son bastante eclécticas, no me limito a un género en concreto ni a unos pocos: voy dando vueltas y me fijo más en los argumentos que en otra cosa. A veces esto sale mal y una novela con una buena historia no llega a tener un buen final, no en el sentido de un final feliz, sino que la idea podría estar mucho más aprovechada.

Reckless es el título de la nueva trilogía de Cornelia Funke después de la alabadísima Corazón de tinta y "Carne de piedra" el primer volumen. La idea de Corazón de tinta, una persona capaz de dar vida a un personaje de un libro sólo con su voz, me parecía sensacional. Pero al final, se me hizo un poquito (sólo un poquito) pesado. Y si la primera parte de una trilogía no me entusiama o me gusta mucho, prefiero no continuar inmediatamente con ella para no cansarme.

Por esto mismo, me daba un poco de reparo leer Reckless recién publicada, sin tener críticas. En principio, tenía también muchos puntos para atraer mi atención: está ambientada en un mundo donde los cuentos de hadas son realidad pero de una forma un tanto especial. Son la versión oscura de los cuentos, aquella más próxima a como los hermanos Grimm (de quien toman el nombre los protagonistas) encontraron las historias que recopilaron en sus libros. También está mezclado con la realidad histórica de Alemania y el Imperio Austro-Húngaro. El mundo real apenas aparece, tan sólo para dar un ligero trasfondo a la vida de los hermanos Reckless.

Reckless. Carne de piedra es la historia de los dos hermanos Reckless: Jacob y Will quienes toman los nombres de los mismísimos hermanos Grimm. Jacob, el mayor, ha convertido en su mundo este mundo de fantasía y apenas vuelve al mundo real que empezó a abandonar cuando desapareció su padre. Will ha decidido seguirle pero un día sufre la maldición de un hada (unos seres mágicos que pueden llegar a ser muy peligrosos) y su piel comienza a convertirse en jade, precisamente la del goyl de la leyenda, aquel que hará invencible a su rey.

A medida que iba leyendo, me dí cuenta de que había días en que tenía muchas ganas de sumergirme en este mundo; en cambio, otros me costaba e incluso lo encontraba más difícil. Corazón de tinta estaba narrado a través de frases largas y complejas, en Carne de Piedra son breves. Y aunque prefería que fuera así, encontraba falta de profundidad de tanto en tanto: en particular, con Will, el hermano menor (aunque es lo normal, puesto que se va perdiendo a sí mismo). Pero para compensarlo, el libro tiene a Zorro, uno de los personajes más tiernos que ha descubierto en los últimos años. El mundo de las hadas y de los cuentos está muy bien aprovechado, eso sí.