sábado, 20 de marzo de 2010

De vuelta de Londres (i): Sensaciones y recuerdos

Londres tiene un olor muy peculiar, es lo primero de lo que me doy cuenta al llegar a la ciudad, cuando el autobús nos deja en Baker Street. A medida que van pasando las horas lo noto todavía más: algo que no tenemos en estos lares: el olor a té es uno de los que más me gustan pero todavía hay más. Algo que no soy capaz de deducir y que me hace sentirme como en casa. Creo que es por esto que me gusta tanto Londres.

Un fin de semana en la ciudad da para muchísimas cosas: ir al teatro, dar vueltas y más vueltas por la ciudad, visitar un cementerio y acercarse lo máximo a una gran noche blaugrana, perdernos en el metro, caminar por en medio de Regent´s Street cortada para el desfile de St. Patrick´s Day (y ver el desfile también, por supuesto), descubrir la enorme -en espíritu- Persephone Books, comprar libros, hacer el turista... La lista es interminable. Y sobretodo, para conocer bien a mis dos nuevas amigas, Guacimara y Patricia, y poder exclamar al final:

¡Chicas, tenemos que repetir!

Mientras escribía esta entrada he recordado una frase de Ewan McGregor en Big Fish, donde decía (lo digo de memoria) que cuando te enamoras, el mundo se detiene y después todo se acelera para recuperar el tiempo perdido. En vez de aplicarlo al amor, lo aplico a la ciudad. Ya hace una semana que llegamos a Londres, cómo pasa el tiempo.

P.D. No tiene nada que ver con el tema, pero estoy muy contenta de que por fin Nova Ediciones B haya publicado Algo huele a podrido, la cuarta parte de la saga de Jasper Fforde sobre Thursday Next. Después de haber estado dos años y medio más de lo que anunciaron para traducirlo, no se me podía pasar.

10 comentarios:

  1. A mí me parece que sí tiene que ver con el amor: ¡estás enamorada de Londres! :-)
    Lo que comentas sobre el olor de una ciudad es cierto, cada sitio tiene un olor distinto, como las personas, como las casas...
    Me alegro de que lo pasárais bien.
    Un saludo,
    Tanakil.

    ResponderEliminar
  2. si que tiene un olor particular...y los trenes ingleses tambien. El olor a comino tambien me recuerda siempre a Londres. Que obra fuiste a ver? Anteayer estuve viendo esperando a godot y aunque parezca mentira es la primera vez que voy al teatro desde que estoy aqui!

    ResponderEliminar
  3. Hola Laura! Como Andrea, para mí Londres en invierno tiene olor a comino, una especie con un sabor y olor muy peculiar que me encanta! Con todo lo que hablamos, no salió este tema en concreto jeje! El viaje fue genial y no me importaria repetir con vosotras de nuevo! Un abrazo.

    ResponderEliminar
  4. Qué hermoso viaje!
    Conocer Londres es uno de mis sueños...espero que no imposible.
    Mucha envidia. Aún más por conocer a Matthew Macfadyen ;)

    ResponderEliminar
  5. Totalmente de acuerdo en lo del olor de Londres, que es único pero también parecido al resto de Inglaterra, que también es peculiar. Yo se lo comento siempre que vamos a Manuel, es un olor indescriptible pero que reconoces de inmediato.

    Ah, ya imaginaba que la librería sería Persephone, pero quería confirmar. Qué suerte, debe de ser una gozada visitarla.

    No sabía lo de la nueva traducción de Fforde, qué bien que sigan en ello.

    ResponderEliminar
  6. Laura, no me cansaré de repetir que fue un viaje estupendo!
    No estuve atenta al olor... a ver si caundo volvamos me fijo un poco más. El único olor que recuerdo fue cuando estuvimos en aquella cafetería de Russell Square, un olor a té que aquí nunca se percibe.
    Y tanto que vamos a repetir!
    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Laura estaba deseando pasarme por aquí y preguntarte: qué tal ese viaje!!! Lo que cuentas del olor, coincido contigo, pero también recuerdo el olor a "kebab" y a fish and chips. El olor a té...es inconfundible, especialmente en determinadas zonas.
    Bueno, ya sé que partis de nuevo!! Qué suerte!!! Espero que nos contéis con detalle vuestro viaje. Aún no he estado en Russell Square, pero es uno de los lugares que tengo anotados para visitar, dado que L.M.Montgomery cuando estuvo allí, le gustaba pasearse por esa plaza.
    Lo malo de ir a Londres y repetir ciertos rincones es que te impide disfrutar de otros rincones maravillosos.
    Un abrazo grande!!!

    ResponderEliminar
  8. Hola Laura:Entre en tu blog por intermedio de Patricia, y me gustó ...ya me puse como seguidora! Te conocí porque eras la tercera del trio de Londres(jajaja)
    Un abrazo grande

    ResponderEliminar
  9. Tanakil: ¡Tienes toda la razón del mundo! Ya me lo dicen en casa ;)

    Andrea: Tenía ganas de ir a ver Esperando a Godot -Ian McKellen me gusta mucho- pero no pudo ser. Vimos Private Lives y no falta mucho para que explique como fue.

    Guacimara: ¡Sólo 25 días para repetir! ¡Qué ganas!

    Luciana: Tranquila, queda poquito para que explique la obra desde mi punto de vista.

    Cristina: No sabría describir el olor de Londres pero me encanta. Te hace sentir que ya estás allí. Tengo ganas de saber si has podido pasar por Persephone.

    Patricia: Cuando llegues a la ciudad, sólo coge aire y aspira. A ver que te parece.

    Maria: Que razón tienes: Londres es tan grande que no puedes apreciarla toda y tienes que hacer varios viajes, nunca se acaba. Esta vez me gustaría ir a Hamstead, a ver si puedo acercarme. Russell Square es un lugar a donde me encanta volver, siempre que he ido a Londres, me he acercado y creo que en mayo repetiré. Muchos besos.

    Eliane: ¡Bienvenida! Pasa por aquí cuando quieras.

    ResponderEliminar
  10. Soy otra enamorada de la ciudad, viví allí durante un año, y me encantó; y vueltas que da la vida ahora mi hermana vive alli con su marido y su niña recien nacida, así que cada poco puedo ir. Si algúndía me pierdo y dejo toda mi vida, la ciudad elegida para empezar de nuevo sería Londres, esto es una maravillosa fantasía, mi vida y mis amores están en otro lugar.
    Te dejo una pequeña lista de libros de Londres, o donde Londres aparece claramente:
    -Londres, pastel sin receta de Lala Isla
    -Historias de Londres de Enric González
    -Historias de Londres de Doris Lessing
    -Londres, una biografía de Peter Ackroyd
    -London de Edward Rutherford
    -El corazón inglés de José Martí Gómez
    -Londres, cuaderno de viaje de Anaya Touring
    -Por los pelos de Marian Keyes
    Un saludo y a seguir disfrutando de esta maravillosa ciudad.

    ResponderEliminar